BoA podría pagar una multa de Bs 72 mil por la pérdida del gato Tito

La Autoridad de Regularización y Fiscalización de Telecomunicaciones y Transporte (ATT) advirtió con aplicar a la empresa aérea Boliviana de Aviación (BoA) una multa de Bs 72 mil, de verificar el incumplimiento de las normas nacionales e internacionales en el transporte de mascotas, tras perder en uno de sus vuelos al gato Tito.

El director Ejecutivo de la ATT, Néstor Ríos, en conferencia de prensa dijo que tras tomar conocimiento de la pérdida de la mascota la pasada semana iniciaron una investigación de oficio sobre si BoA cumplió o no los protocolos de transporte de mascotas y el acceso a la información.

Manifestó que una consecuencia de no cumplir los procedimientos puede representar la aplicación de una “multa hasta de 72 mil bolivianos en caso que se evidencie el incumplimiento de las normas”.

La aerolínea BoA extravió el jueves un gato de nombre Tito, en el último vuelo Tarija – Santa Cruz; la aeronave llegó a su destino con la jaula vacía. La dueña de la mascota denunció negligencia por la reacción tardía de la empresa que se negó a prestar la ayuda necesaria al momento que notaron la pérdida.

Son cuatro días, y aún no aparece el animalito pese a que varias entidades estatales han sido movilizadas para intentar encontrarlo. Ríos manifestó que por ahora BoA ha demostrado que “hay un mal servicio que ha prestado” a una usuaria.

Por cuerdas separadas va el proceso de investigación y por otro lado la reclamación que hizo la dueña de la mascota, en esa situación se prevé una conciliación entre el operador y la usuaria del servicio.

“Otro aspecto es la reclamación que tiene como objetivo de resolver y compensar la afectación en la prestación del servicio que se da al usuario”, comentó el ejecutivo de la ATT.

La información ha corrido por las redes sociales, hasta que el fin de semana la aerolínea emitió un comunicado en el que dijo que se hacían los esfuerzos para buscar a Tito.

Usuarios de la empresa aérea han señalado que este hecho es solo uno más del precario y mal servicio de BoA, en relación a la suspensión o retraso de vuelos.

//Correo del Sur

comparte esta noticia en

©